Trucos y sugerencias

Cómo aprender mejor un idioma

Hay diferentes maneras de aprender un idioma y cada uno tiene sus preferencias. De todas maneras quisiera darte algunas sugerencias para que el aprendizaje sea lo más efectivo y ameno a la vez.

Aprender es un proceso

Para comenzar tienes que ser consciente de que no se puede aprender todo en dos meses. Sé paciente contigo mismo ya que aprender un idioma es todo un proceso y no ocurre de un día para otro... Es por ello que es necesario que seas constante, aunque con 30-40 min. de práctica al día, además de las clases en sí, debería ser suficiente. Es importante que repases sistemáticamente las clases.

¡Disfruta aprendiendo! Viel Spass beim Lernen!

Ten en cuenta esto: pierdes mucho más tiempo (¡y dinero!) si no repasas, que si lo haces regularmente. Además es más fácil, y pedagógicamente más eficaz, estudiar un idioma cada día unos minutos que una sóla vez por semana durante varias horas juntas. Si practicas algún deporte entenderás muy bien lo que te quiero transmitir.

¡No te aburras! ¡Hazlo entretenido!

Ameniza tu aprendizaje del idioma alternando tus prácticas regulares de gramática con ejercicios de entendimiento auditivo (audiobook con textos), haz algún ejercicio o test online (en el apartado de Links de interés encontrarás una serie de ellos), mira un video, ejercita la lectura de algún texto en voz alta, etc.

Los métodos de aprendizaje audiovisuales son muy, muy efectivos: si tienes la posibilidad, mira regularmente la televisión en alemán, ya sea por cable o en internet (ver Links de interés). En la DEUTSCHE WELLE, por ejemplo, las mismas noticias se repiten cada media hora en alemán, castellano e inglés. De esta manera, con la ayuda de las imágenes podrás ir acostumbrando tu oído al idioma, mejorando tu comprensión auditiva de una manera muy entretenida con temas de la más absoluta actualidad.

Otra gran ventaja de esta práctica regular es que se aprende de una manera muy ágil, con un mínimo esfuerzo, casi inconscientemente. Y lo mismo vale para las películas de Video/DVD. Busca especialmente aquellas que sean subtituladas para facilitar la comprensión.

¡Practicar y practicar y...!

La importancia de la lectura

La práctica de la lectura, con diccionario en mano, ya sea en formato papel o formato web, por ejemplo Leo Diccionario, comenzando con textos simples, inicialmente inclusive con libros para niños(!), avanzando hacia artículos de prensa y finalmente a libros más exigentes, harán que tu vocabulario aumente de manera importante.

Te sugiero que empieces por escoger temas que sean afines a tí: un hobby, un deporte, temas sobre tu mascota, tu profesión, tus niños...

Libro, audiobook, DVD, TV, podcast, ¡Todo ayuda!

Si tienes dificultades de encontrar este tipo de material de lectura en formato impreso, ¡nada más fácil que ir a la web! En la web también encontrarás las letras de las canciones u óperas que más te gusten. Si colocas en el buscador, por ejemplo en Google la palabra "Texte" y el nombre del autor, verás qué rápido encontrarás una gran cantidad de material para practicar el idioma.

¿Sabías que si te pones a aprender sólo 3 palabras al día, juntas casi 100 al mes? Piénsalo...., en un par de meses estarás en condiciones de mantener una conversación...

Y hablando de hablar...

¡...no te inhibas a hablar! Para muchos, es más difícil lanzarse a comenzar a hablar un nuevo idioma que aprenderlo. Si uno no supera esa barrera desde el inicio, puede ser que no lo logre nunca más, olvidando que un idioma es sobre todo una herramienta de comunicación y no una nueva medalla con que adornarse... 

Aunque quizá no lo sepas, cuando estés en un país de habla alemana, los locales sabrán apreciar que estás haciendo un esfuerzo para comunicarte en su idioma y lo valorarán colaborando para entenderte, además de tener consideración con los posibles errores.


Clases de Alemán | 2017 todos los derechos reservados | www.clases-de-aleman.com.ar